Hipotecas


AddThis Social Bookmark Button

Informándose y comparando ofertas de créditos hipotecarios con la asesoría de profesionales en la materia.

Por: Verónica Pérez Rechy

Cómo “diablos” le hago, es el común denominador de la gente que quiere obtener un crédito hipotecario, afirma el consultor financiero (bróker) Ramón Estrada Torrescano1, director del portal hipos.com que se especializa en la asesoría y desarrollo de herramientas, claras y sencillas, para tramitar una hipoteca bancaria.

A un año de haberse fundado, hipos.com se ha posicionado como una marca que traduce a un lenguaje puro y llano lo complejo de la gestión hipotecaria, y que ofrece asesoría gratuita de principio a fin a los usuarios. Adicionalmente, el portal está bien nutrido por infografías útiles y descargables tales como los puntos a revisar antes de comprar una casa, los pros y contras de comprar o rentar una vivienda, o las tasas de interés hipotecarias.

GUERRA DE TASAS HIPOTECARIAS

Como anfitrión de la emisión número 14 del programa UbiCiudad2 que conduce Miguel Aldana; Ramón Estrada asegura que esta es una época ideal para solicitar un crédito hipotecario por las bajas tasas de interés y por la estabilidad macroeconómica. Y es que en el 2008 las tasas de interés rondaban el 14 por ciento cuando hoy están en el rango del 8 por ciento.

“El crédito es una cantidad de dinero que recibimos con la obligación de pagarlo en un plazo determinado, más una cantidad adicional por concepto de intereses. El precio de un crédito es su tasa de interés y se publica como un porcentaje anual”, explica el consultor.

Pero aclara, que una tasa baja no debe ser el único criterio de decisión para contratar un crédito hipotecario, pues también hay que tomar en cuenta el Costo Anual Total (CAT) que es una medida del costo del financiamiento que involucra los gastos inherentes del crédito tales como comisión de apertura, comisión del avalúo, seguro de vida, intereses, seguro de daños, comisión de administración, entre otros.

Entre las herramientas de cálculo que hipos.com ofrece, hay una tabla de comparación de productos hipotecarios así como un simulador de amortización que es un reporte detallado que refleja cada uno de los pagos que se deberán hacer durante todo el plazo.

“En 48 horas es posible obtener una precalificación, es decir, hasta cuánto te puede prestar el banco y en qué condiciones, dependiendo de tus ingresos; y en 30 días es posible integrar un expediente y estar firmando el contrato, que finalmente depende de los documentos del inmueble que se va dejar en garantía”,  puntualiza.

MEJORES PRÁCTICAS

Ante la “rebatinga espantosa” por capturar el mercado, Ramón Estrada señala que se da porque no está regulado el crédito bancario y algunas instituciones o el bróker mismo sacan provecho del cliente excediéndose en el cobro de ciertas comisiones que incluso a veces no aplica, como el caso de un crédito Infonavit que es diferente del bancario.

En este sentido, Ramón se inclina por que haya reglas más claras para evitar la voracidad por malas prácticas. “A mi dentista le pasó que el bróker se quiso pasar de listo con su hipoteca porque no todos siguen un código moral”, comenta.

LA CIUDAD Y LAS HIPOTECAS

Un problema que ya se veía venir con el asunto hipotecario, menciona Miguel, es el crecimiento horizontal de las ciudades por una  sobreoferta de vivienda cada vez más lejos de los núcleos urbanos.

A lo que Ramón responde que ciertamente hubo un disparo en la derrama de hipotecas pues según la Comisión Nacional de Vivienda en 2001 se pasó de 500 mil viviendas financiadas a través de hipotecas, a 1 millón 800 mil viviendas en 2008, y que esto incidió en la transformación de las ciudades en horizontales y ahora hay una crisis en el modelo de negocios de vivienda (que dice que se debe manufacturar más cada año) porque la gente no quiere irse a vivir a los desarrollos.

Y es que las ciudades-dormitorio no son sostenibles, aclara, pues según el Banco Interamericano de Desarrollo en 1996 la distancia promedio entre los núcleos urbanos y los nuevos desarrollos era de 6.7 kilómetros, en el 2003 de 11 kilómetros, y en el 2006 de 44 kilómetros de distancia; es decir, en 10 años se multiplicó por ocho.

-Antes el sueño americano era tener una casa de campo o vacación en los suburbios con el auto en el porche –interviene Miguel.

-Cierto, pero hoy las problemáticas que implica el transporte y los servicios, hacen más viable rentar una vivienda cerca del trabajo o la escuela que pagar una hipoteca, que igual y te desangra en UDIs3 y nunca terminas (de pagar) –advierte Ramón.

Por ello, recomienda vivir en el vecindario antes de decidir comprar una casa para estar seguros de que es lo que más conviene. Y para elegir entre la oferta disponible en venta y renta sugiere el sitio metroscubicos.com que es un portal bien nutrido sobre todo con vivienda en el Distrito Federal y el Estado de México.

VENTAJAS DEL FINANCIAMIENTO

Finalmente, Ramón Estrada destaca las ventajas de contar con un financiamiento hipotecario pues no sólo sirve para comprar una vivienda sino que también se puede usar para remodelar, para comprar un terreno, para construir o hasta para viajar.

“Manejado adecuadamente da acceso a muchas cosas”, concluye, aclarando que despojar de un  inmueble a un propietario no es el objetivo de los bancos sino sólo una garantía en el último de los casos, donde el único inconveniente es que no se puede vender hasta que esté liberado. /

 

1Ramón Estrada Torrescano es ingeniero industrial por el Tecnológico de Monterrey y tiene dos posgrados, uno en negocios (Barcelona) y otro en gestión creativa y transformación de la ciudad (Texas).

2 UbiCiudad se transmite los martes a las 17:00 horas por radioarquitectura.com

3 Las Unidades de Inversión (UDIs) son unidades de valor que se basan en el incremento de los precios y son usadas para solventar las obligaciones de los créditos hipotecarios.

 

 

Etiquetado como
Descargar archivos adjuntos: